Cala en Blanes

Ciutadella de Menorca

Cala en Blanes

Playa de Cala en Blanes en Agosto

¿Cómo llegar?

Si llegas a Menorca desde Mahón debes ir por la carretera general en dirección a Ciutadella. Al llegar al Km. 46 encontrará una rotonda, sigan el indicador “Ronda Norte” dirección Cala en Blanes.

Si llega a Menorca por el puerto de Ciutadella, debes seguir la “Ronda Sur” hasta enlazar con la “Ronda Norte” en dirección a Cala’n Blanes.

Actualmente se puede acceder andando desde Ciutadella por la acera habilitada y/o en bici por la misma vía peatonal. También se puede acceder por el Camí de Sa Farola, tanto en coche, como en bici por el carril habilitado o andando por el paseo marítimo que une la zona de Cala en Busquets con Cala’n Blanes, pero esto, siempre y cuando ya estés en el pueblo de Ciutadella.

Al llegar a la urbanización de Cala’n Blanes encontrará una rotonda con una réplica de ‘Taula’ prehistórica. Ya estás en Cala en Blanes. Si accede a Cala en Blanes por el Camí de Sa Farola, lo primero que se encontrará es la Playa de Cala en Blanes.

Cala en Blanes se divide en cuatro urbanizaciones. Estas son Cala en Blanes, Torres del Ram, Cales Piques y Los Delfines.

Cala en Blanes

Cuatro urbanizaciones en Cala en Blanes

La superficie urbanizada en los alrededores del cabo de Banyos, cala en Forcat, cala en Brut y Cala en Blanes se asemeja a la del casco urbano de Ciutadella. Cala en Blanes, Torre del Ram y Los Delfines son las principales urbanizaciones.

Por su cercanía, no debes dejar de visitar el pueblo de Ciutadella: pasear por las calles de su viejo casco urbano, entre caserones renacentistas, o por su animado puerto, lleno de bares y restaurantes, donde podemos disfrutar de distintas especialidades de pescado fresco y de la gastronomía más típica de la isla.

La catedral de Ciutadella, que ha sido restaurada recientemente, es de obligada visita. Fue levantada sobre una antigua mezquita, que convirtió el minarete en campanario. La nave central es de estilo gótico, y las naves laterales, barrocas y neoclásicas.

Tampoco se puede dejar de visitar el Palacio Episcopal, con un patio interior de gran interés. En el marco del antiguo convento de los agustinos, con el nombre de Socors, más concretamente en su claustro de grandes pilares acabados en un arco, la Plaza del Borne, Ses Voltes además de todo el patrimonio histórico.

Oficina de información turística

En la rotonda de los Delfines, donde antiguamente estaba la Capella de Montserrat, hay habilitado un punto de información turístico. No hay aparcamiento propio de la oficina, aunque se puede aparcar relativamente cerca. Se debe acceder caminando.

 

Oficina información turística

 ¿Cómo llegar a la Oficina de Información Turística?

La ubicación de la oficina de información turística de Cala en Blanes es muy céntrica y, al ser las distancias tan cortas, lo mejor es ir andando.

Se puede acceder a la oficina aquí:

 

 

Gastronomía

Los productos típicos de Menorca son el queso, el vino, la ginebra y los productos de panadería artesana. En repostería también hay productos dulces y salados.

Como productos ‘especiales’ tenemos el Queso de Mahón, que es un queso con Denominación de Orígen. Su elaboración es de cuatro variedades según su maduración: tierno, semi curado, curado y añejo. Se puede adquirir fácilmente en cualquier comercio local o supermercado de la isla.

En cuanto a embutidos, la producción local se centra en la butifarra blanca, la butifarra negra, cuixot, carnixulla y sobrasada. Estos productos también son fácilmente accesibles en comercios locales.

La salsa Mahonesa también es una salsa típica de la isla puesto que se postula que su origen procede de la ciudad de Mahón. Hay muchas variedades en cuanto a la preparación casera de esta salsa, que se prepara a base de aceite, huevo y sal.

En productos de panadería, se pueden nombrar las ‘rubiols’ (masa de pan y forma de media luna relleno de verdura o pescado), las ‘cocas’ saladas a base de sofrito, verduras o pimiento y las ‘formatjades’ (empanadas de carne).

Como platos típicos de la isla podemos citar el ‘Oliaigua amb figues’, caldereta de langosta, como los más destacables. Existen variedad de platos típicos tanto de carne, verdura, pescado y marísco que se elaboran en función de la estación del año y coincidiendo con la producción y/o temporada de los productos necesarios para su elaboración.

En cuanto a postres y pastelería se pueden tomar los ‘amargos’ (galletas de huevo y almendras), los ‘carquinyols’ (galleta de forma cuadrada, dura, elaborada a base de huevo, azúcar, almendra y harina), la coca de tomate, los ‘crespells’ (pasta en forma de flor cubierta de azúcar), la ensaimada, los ‘rissats’, ‘tortada’, etc.

En cuanto a bebidas típicas, está el gin con limonada (típica bebida de las fiestas menorquinas) y los vinos elaborados en la isla.

 

También te puede interesar:

UA-100217069-1